Entérate como puedes eliminar el acné con estos remedios caseros

¡Comparte con amor!
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Acné o acne vulgaris es como comúnmente se le conoce a la enfermedad o trastorno en la piel, producida por la obstrucción de los folículos pilosos. Estos producen una hinchazón y enrojecimiento de la piel que se manifiesta en pequeños granos, en su mayoría de color blanquecino en la superficie.

Este padecimiento se desencadena generalmente en la edad de la pubertad, tanto de hombre como de mujeres. Etimológicamente se le relaciona con este período en el que el cuerpo humano manifiesta gran desarrollo y transformación.

De acuerdo con la cantidad y severidad de las manifestaciones en las que se manifiesta el acné, pueden existir distintas calificaciones, según estudios y referencias dermatológicas que lo clasifican desde el leve (de grado 1), hasta el muy severo (grado 4).

Las causas que produce el acné son variables, en la mayoría de los casos suele ser de leve a moderado si se trata de manifestaciones corporales atribuidas a los cambios fisiológicos del cuerpo durante la pubertad. Pero en otros casos, es consecuencia de una vida insalubre.

A continuación, se muestran algunos remedios caseros con ingredientes de fácil acceso para controlar la aparición de estos granos poco estéticos en la piel.

Remedios caseros para Eliminar el acné, sus Preparación y Recomendaciones

3 remedios caseros que te ayudaran a quitar por completo el acné

·        Extracto de Té Verde

Uno de los efectos que puede perjudicar la aparición del acné es la deshidratación que puede ocurrir en la dermis, por lo tanto, es recomendable siempre mantener la piel humectada ya que esto ayuda a disminuir la aparición de los granos blanquecinos.

En este tratamiento para tener la piel rejuvenecida y humectada es donde el té verde resulta ser un ingrediente eficaz para mantener la superficie de la piel en las mejores condiciones. Además de ser un potente astringente que rejuvenece la piel y ayuda a su cicatrización.

Originalmente este producto alimenticio conserva la mayoría de las propiedades frescas de la hoja de la Camellia sinensis una variedad ampliamente cultivada en china y los países asiáticos como Vietnam y Japón. Esta a diferencia de las hojas de té negro no se oxidan durante el proceso.

Además de ser un potente humectante es un agente antioxidante, es decir que retendrá durante su digestión algunos radicales libres, que no permiten el correcto funcionamiento celular. Esto será de beneficio, no solo para la piel del paciente con acné, si no para beneficio del cuerpo en general.

Preparación del extracto

Para la preparación de este extracto, se necesita calentar hasta el punto de hervor, agua potable de preferencia. Muchas de las presentaciones de té verde vienen en pequeñas bolsas absorbentes que permiten una mejor preparación y consumo en tazas.

En caso de adquirir el producto en pequeñas porciones o en hojas frescas o secas, se deberá sumergir en el agua caliente para dejarla en reposo por unos 30 a 45min. A temperatura ambiente, se filtra y se consume a temperaturas altas, pero no excesivas.

Recomendaciones para su consumo

El extracto o infusión del té verde se recomienda, como ya se mencionó, consumirlo en caliente, aunque se considera el consumo en frío para optimizar la conservación de este si se considera consumirlo en días posteriores.

Además, es preferible consumirlo en ayunas, y en hora tempranas de la mañana, puesto que, este alimento posee en su composición altos niveles de cafeína que es un inhibidor del sueño.

También, se recomienda el consumo con acompañantes cítricos como el limón o la naranja para ayudar con su efecto antioxidante.

·        Cristales de Áloe Vera

Del áloe se han reconocido mundialmente muchas propiedades medicinales, que la consideran una planta milagrosa. Pero fuera de toda mitología, esta planta, específicamente, sus suculentos cristales que se extraen de las hojas resultan ser de grandes beneficios para la piel.

En sí se debe a los compuestos químicos propios del áloe, como la aloína y la gran cantidad de agua que permanece en el interior de la hoja, que le confiere propiedades blanqueadoras, humectantes y cicatrizantes, además de un potente analgésico que ayuda a disminuir los síntomas del acné.

El áloe, ayuda de la misma manera al rejuvenecimiento de los tejidos en la superficie de la piel, y a ser un potente antibacteriano que mejora la apariencia y salubridad de la superficie dérmica.

Se recomienda para el uso de los cristales del áloe, cortar una hoja de las especies aloe vera o barbadensis, a estas hojas pelarlas y drenarle la capa amarillenta o rojiza que la recubre. Extraer solo el clarificado que se encuentra en el interior y trocear para mejorar la aplicación externamente sobre la piel.

Preparación de Bicarbonato y Limón

Esta es una preparación doméstica, muy popular por los distintos beneficios que se le atribuye. Específicamente para el caso de la aparición del acné, esta preparación es un exfoliante natural en la piel, es decir que ayuda con la remoción del tejido viejo que pueda acumularse en los folículos pilosos.

Además de esto el bicarbonato presenta un pH alcalino, que puede ayudar a regular las condiciones de pH en la piel, aunque su acompañante es ácido, ambos pueden equilibrar estas condiciones de pH.

El ingrediente de mayor importancia se lo lleva el limón en esta preparación, puesto que es un antioxidante natural y ayuda a disminuir las infecciones bacterianas asociadas con la aparición del acné. Cabe destacar, que el limón también sirve como un aclarante natural.

Preparación y uso

Se recomienda mezclar ambos ingredientes, el bicarbonato y el limón, en proporciones equitativas, es decir. una taza del zumo de limón en una taza de bicarbonato y la mezcla resultante aplicarla externamente en la piel.

Por lo general este tipo de tratamientos suele aplicarse de noche, para evitar reacciones como quemaduras y posterior lesión en la piel, por efecto de la radiación solar.

·        Mejora la alimentación y vive saludablemente

La mayoría de los dermatólogos a nivel mundial concluyen que la aparición del acné se puede reducir significativamente, si se mejoran las condiciones de vida. Es decir, tanto en los alimentos que se ingieren en la alimentación, como la frecuencia de la actividad física que se realice.

Es importante aclarar que los remedios descritos son sugerencias para el control del acné leve o moderado. En caso de presentar daños y consecuencias perjudiciales para su salud, consulte a su dermatólogo de confianza.

 

 

 

Temas relacionados
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.